Unwilling Spectator

Carlos Irijalba





Carlos Irijalba – Pamplona, 1979


Tomar el lugar más habitual de nuestra práctica cotidiana, digamos la habitación en que uno ha crecido durante 14 años y observar la escasa experiencia que de ella se ha tenido, muestra de manera gráfica lo limitado de nuestro circuito espacial subjetivo: de la puerta a la cama, de la cama al armario, del armario a la mesa… Dicha escasez resulta aún más clara al trasladar este ejercicio al ámbito del espacio público actual. La experiencia real del océano atlántico en un vuelo Madrid-Nueva York es la de una cabina presurizada durante 8 horas, muy lejana de cualquiera connotación inscrita en aquella enorme masa acuática.

A una escala intermedia, el circuito de conexiones y espacios interurbanos materializa en nuestra práctica cotidiana cierto distanciamiento de lo real que convierte en hiperdistantes los lugares contiguos. Como la experiencia simultánea de un mismo punto en la autopista, entre un operario barriendo el arcén y otra persona que pasa en automóvil a 120 km/h.

“Unwilling spectator” desglosa estos mecanismos de tiempo y experiencia relativos apoyado en parámetros como la inercia o el tempo. Se trata de la intervención en uno de los pequeños espacios ajardinados inscritos en las circunvalaciones de autopista. un espacio mil veces circundado por la estructura que lo define pero, sin embargo nunca abordado. Una localización cuya experiencia es residual o nula.

En primer lugar la intervención consistió en desplazarnos diariamente durante varias semanas a la circunvalación de Laiguangying en el 5th ring highway de Beijing y recorrer dichos espacios entre carreteras estudiando en que modo están construidos para no ser experimentados. La inadecuación de su escala en relación a la propia, así como su disposición, su tempo… Tras esta puesta en dimensión del sujeto frente al lugar, se decidió realizar cierta permutación espacial mediante la instalación de un reducido bosque de bonsáis dentro de la propia circunvalación. Se generaba así una suerte de sinécdoque del lugar en que los tempos radicalmente opuestos de ambos elementos son disueltos y su carácter absoluto queda desactivado hacia una experiencia más relativa.

A través de la presencia y documentación llevadas a cabo durante el mes siguiente, se genera una nueva experiencia de la distancia entre el elemento circunscrito y su anfitrión, imposibles a su vez de experimentar de forma simultánea.

La acción en negativo, durante el próximo año en adelante, abre al objeto de esta intervención al grado de irrelevancia que el lugar le otorga y aquello sucedido en un sitio que no es el suyo se relaja, desatendido, al continuo previo de realidades excluyentes.

(Beijing 2010)





















































30y3 es una plataforma independiente cuyo objetivo es descubrir nuevos talentos y promocionar el trabajo de los fotógrafos españoles contemporáneos. Si quieres ponerte en contacto con nosotros escríbenos a hola[at]30y3.com.
Puedes seguirnos en nuestras cuentas de twitter, facebook e instagram. También te puedes suscribir para recibir nuestra newsletter aquí

Este proyecto contó con el patrocinio del Ministerio de Educación Cultura y Deporte y con la colaboración de Dinahosting. Hosting y alojamiento web.

Eng/Cas
Home
Tienda